Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 14/03/11

Hoy me voy nuevamente al centro de Madrid, en esta caso voy a comentar una taberna cuyo nombre es  The Variety Tavern, situada en la madrileña calle Huertas, y en su fachada hay un portal, el número 63, literalmente “comido” por la decoración.

De este pub quiero destacar varias cosas:

1. La decoración del local me parece muy acertada, sin ser barroca tiene un toque justo de madera y una barra bien surtida, por quitar, yo quitaba algunos cuadros de “estrellas” de Hollywood, que no es que estén mal, sino que no me parecen apropiadas para un local de este estilo, pero vamos, por poner un ‘pero’.

2. La distribucción del local me parece perfecta, es un local intermedio, ni grande ni pequeño, pero con algunos detalles que creo destacables. Me encanta la división entre mesas por medio de cristaleras, muy sencillo pero muy útil para dar un poco de intimidad en las mesas, el resto es…simplemente funcional.

3. La pinta de guinness, en este punto merece bien la pena hacer un comentario detenido, quiero destacar que es uno de los locales en donde mejor me han servido las pintas, muy bien tiradas , de buena consistencia y de buen sabor, no sé si será por ser un local nuevo, o va a ser marca de la casa, el hecho objetivo es que de momento las pintas merecen la pena ser saboreadas.

La camarera me comentó que era autodidacta, vamos una chavala que se fija en como tirar una pinta, con sus dos tiempos y su intervalo de “descanso”, un diez.

Pero como en toda moneda (bien traido el tema de la moneda) hay una cara y una cruz, en este caso, una gran cruz es la que te llevas del local cuando te dicen que cada pinta cuesta 6 euros con 50 céntimos… ¡¡Un verdadero robo!! , vergonzoso en los tiempos que corren cobrar esos precios exhorbitantes.

4. No quiero acabar esta crónica con un mal sabor de boca, y por ello quiero reseñar también el servicio. La camarera es una chavala simpática, servicial y al menos con nosotros tuvo el detalle de acompañar las pintas con sendas tapas, Jamón, colines, chocolates… vamos que te hace más llevadero la clavada posterior.

En resúmen, un local recomendable en cuanto a calidad y ambiente, pero prohibitivo para hacer de él un local frecuentado.

Anuncios

Read Full Post »